XLI Sínodo Diocesano de Linares:

 

 

Luego de una intensa jornada de trabajo, y de alegría fraterna por el reencuentro como Iglesia viva,   con un corazón agradecido y todos los anhelos y proyectos, puestos en las manos del Señor; se celebró la fiesta grande de la Eucaristía, con esta celebración, concluyó este momento de discernimiento sinodal en la Diócesis de Linares y, al mismo tiempo se realizó el lanzamiento del Proceso de Escucha Diocesana para la preparación del Sínodo de Obispos acerca de la Sinodalidad; Así el Sínodo se inscribe, en este movimiento impulsado por el Espíritu Santo que está interpelando a la Iglesia entera.

Como Iglesia viva que peregrina en esta Diócesis de Linares, se elevó la súplica al Dios de la misericordia, cada decanato presentó en la oración:

Constitución: Por las intenciones del Santo padre, por su salud, por el Sínodo de los Obispos 2021 – 2023, que se acaba de inaugurar, para que la acción del Espíritu Santo sea acogida en tierra fecunda y la Iglesia universal pueda discernir caminos nuevos de evangelización para nuestro tiempo.

Cauquenes: Por la Iglesia que peregrina en América Latina y el Caribe,  para que la Asamblea Eclesial que va a realizarse en Noviembre, y de la cual hemos participado en la Etapa de Escucha, revitalice el caminar de las comunidades, acogiendo los signos con los que el Espíritu Santo nos está hablando en medio de la diversidad de nuestros pueblos, el desafío pastoral de la migración, las participación de los jóvenes, de las mujeres, la riqueza de los carismas, y los nuevos rostros de la pobreza y de la fragilidad.

Parral: Por el proceso de preparación de la 3ª Asamblea Eclesial Nacional, por todo el esfuerzo que en nuestra Iglesia chilena estamos haciendo para crecer en la sinodalidad y en el discernimiento eclesial.

San Javier: Por el Sínodo Diocesano Nº 41, por todas las personas que en estos años han participado en este caminar, por los que lo hicieron posible desde un comienzo, por los que han participado perseverantemente por años, por los que han partido al encuentro del Señor y nos acompañan desde el cielo, por todos aquellos que cada año se incorporan a este caminar.

Linares: Por los desafíos de estos tiempos, para que como Iglesia podamos ofrecer claridad en las incertidumbres de esta época, para ser gestores de paz y de entendimiento en medio de los conflictos, retomando la misión profética de alzar una voz de esperanza, de defensa de la vida y de la dignidad de todos, en medio de los clamores de nuestra sociedad.

Llegando al final de la celebración, se escucha al guía decir:

Estamos concluyendo agradecidos con esta celebración, un momento en nuestro caminar sinodal, y al mismo tiempo estamos avizorando nuevos desafíos y horizontes a los que nos tenemos que dirigir.

Para ayudar en la participación como Diócesis en la Senda de Discernimiento y Sinodalidad de la Iglesia entera, se ha constituido un Equipo Sinodal Diocesano.

Nuestro Pastor Mons. Tomislav Koljatic, procede a la lectura del decreto de nombramiento de este equipo.

La celebración eucarística concluyó con la oración que la Iglesia en Chile eleva unánime al Señor, para que nos guie y acompañe en este caminar. Bendición final.

 

Comments are closed

El Video del Papa
[ThePopeVideo-ES]