admin/ diciembre 9, 2013/ 2013, Fiesta Religiosa/ 0 comentarios

Comenzamos los preparativos de la Fiesta de la Inmaculada Concepción, rezando unidos, todo el mes, pero la fiesta en pleno comenzó el día 7 de diciembre dejando la imagen de la Virgen en las afueras del pueblo. Recordando así el origen de esta hermosa y arraigada tradición, que se repite desde que llegó la imagen de la Virgen al Pueblo en 1887.  La historia cuenta que la primera imagen de la virgen llegó de noche llevada en carreta y se quedo en una casa, a las afueras del Pueblo, para hacer arribo el día 8 de diciembre, como le habían avisado al Cura Párroco de la época,  este organizó una procesión para salir al encuentro de ella, en la entrada sur del Pueblo, esta tradición se repitió este año, fueron cientos los peregrinos que escoltaron la imagen hasta el Templo.

Pese a lo nublado del día, el entusiasmo era enorme, en la Eucaristía de cierre un grupo de niños recibió su Primera Comunión.

Ahora la comunidad con entusiasmo renovado por la fuerza que da la Inmaculada Virgen María, se prepara para rezar la Novena del Niño Dios, tradición que también se repite desde antaño.

Compartir esta entrada

Dejar un Comentar